HE VISTO: RATATOUILLE

Penúltima película del aclamado estudio Pixar (la siguiente sería Wall-E), estrenada en el año 2007, año en el que consiguió el Oscar a la mejor película de animación.


En esta entretenida película se narran las aventuras de Remy, una rata que tiene hiperdesarrollados los sentidos del gusto y el olfato, lo que le facilitará sobremanera alcanzar su sueño: ser chef.
Durante un trágico suceso, Remy acaba perdido en las cloacas de París, pero, por casualidad, justo debajo de un prestigioso restaurante. Allí, la rata protagonista demostrará de una forma curiosa (sin que se sepa que detrás de todo se esconde el pequeño roedor) sus capacidades culinarias.

Una vez más, nos encontramos ante una película aparentemente orientada al público infantil, pero que esconde muchísimo más, como ya suele ser habitual en Pixar. A los valores típicamente resaltados en esta clase de películas, como la lealtad, la amistad y la superación personal (con ese lema aplicable a la vida en general de "cualquiera puede concinar"), y dejando de lado la obviedad de la altísima calidad de la animación en sí (increíbles los paisajes parisinos), es necesario añadir la ternura y empatía que despiertan prácticamente todos los personajes.

Para finalizar, es absolutamente necesario destacar el papel del oscuro crítico revienta-ilusiones. Éste, que es uno de los supuestos "villanos" de la película, nos brinda dos momentos inolvidables. Uno de ellos es cuando el fulano en cuestión prueba el plato que le han preparado para que pueda hacer la crítica, mostrándonos de una forma muy ocurrente las sensaciones que le produce. El otro es prácticamente al final, cuando una voz en off nos lee la crítica, un texto que merece la pena escuchar más de una vez, y del que más de un crítico real debería aprender.

En definitiva, yo diría que Pixar parece haber hecho un pacto con el diablo. Salvo raras excepciones, cada película de este estudio resulta ser una pequeña obra maestra y mejor que la anterior, como ha vuelto a demostrar este verano con Wall-E, así que sólo queda esperar que nos llegue la próxima.

Mi nota: un 7,5.

No hay comentarios: