FIBITO Y COLEANDO (TOMA 4 Y ÚLTIMA)

Para terminar esta sarta de tonterías que vengo publicando estos últimos días, tocan mis impresiones de los conciertos que vi el domingo 20 en el FIB de este año.

El Hijo: Estilo cantautor, y me gusta (raro, raro, raro). Había poca gente, como era de esperar por la hora y el artista, pero aún así la calidad fue alta. Muchos se empeñan en compararlo con Nacho Vegas, pero a mi me suenan muy distintos. El caso es que cumplió con mis espectativas.

The National: Este sí que fue un conciertazo. En los discos me parecen algo más calmados que lo que pude ver. No sé si era porque se trataba de su último concierto (de la gira), o porque contaban con todo tipo de instrumentos para la puesta en escena. La carpa estaba llena y cumplieron con lo esperado. Inevitable que me recordaran a Interpol en ciertos momentos.

Moriarty: Buen concierto de un grupo que conocía poco. Rock country americano con su banjo, armónica, acordeón, etc. y una voz femenina al mando espectacular. Curiosa la versión que se marcaron de Depeche Mode. Un buen descubrimiento.

Death Cub for Cutie: Sólo vi tres canciones, porque estaba deseando salir corriendo a ver a Leonard Cohen. Además, justo esas tres no las conocía, así que para mí no significó nada verlos. Eso sí, a pesar de coincidir con Cohen, y con Micah P., la carpa estaba llena de seguidores del grupo.

Leonard Cohen: Uno de los mejores conciertos del festival. No me llamaba mucho en un principio, pero dada la gran expectación levantada, sentía por dentro la necesidad de verlo, a sabiendas de que era una oportunidad única que, de no llevarla a cabo, me arrepentiría. Gracias a Dios que fui. Nada más llegar, me sorprendió su voz, y su banda (17 músicos y coristas). Canción tras canción fue entrando en lo más profundo de mí hasta llegar a ponerme los pelos de punta. Increíble. El clímax, obviamente, llegó con Hallelujah. Además de todo esto, era gratificante ver como a este hombre se le veía encantado de estar donde estaba. Un 10.

Micah P. Hinson: Era uno de mis favoritos, y tuve que pillarlo empezado por la absorción sufrida por Leonardo. Al parecer, el tipo se lo tomó con calma hasta que llegó el grueso de los espectadores (tras finalizar Cohen), y fue ahí donde cambió acústica por eléctrica y comenzó una serie de canciones que iban de menos a más para acabar en una explosión de fuerza. No me impresionó, pero me gustó y se mantuvo a la altura de lo que esperaba de él.

Morente Omega & Lagartija Nick: Otro de los dieces del festival. El concierto se dividió en 2. La primera parte fue exclusivamente flamenco, con sus palmas, cantes, bailes, etc. Después apareció Lagartija Nick y se montó la marimorena. Increíble el tema en el que apareció Estrella Morente, quedará para el recuerdo como uno de los directos más espectaculares. Era gracioso ver a los guiris flipar primero con el flamenco, y luego con la mezcla de rock+flamenco, todo ello en hora punta y en el escenario principal, sobre todo cuando tocaban versiones del anterior artista, Leonard Cohen (sobre todo con la versión gitana de Hallelujah).

Morrisey: Y llegó el concierto más esperado por mí del festival. Y llegó la decepción. El tipo estaba irónico, borde y gilipollas. Criticó a los carnívoros, a la música española (y de paso a la inglesa), a la música electrónica... (muy bonito ese "hablaré en argentino, en mexicano, en portugués, pero nunca en español") Los hits fueron pocos, casi ninguno. Cantó muchas de los Smiths, que esas ya son hits por sí solas, pero tampoco de las más conocidas (destacaron Vicar in a Tutu y el cierre del concierto con How Soon Is Now). La banda tocó muy bien, en ocasiones acercándose mucho al noise, momentos en los que Morrissey se tiraba en el suelo y allí se quedaba hasta el final. En fin, este tío es un monstruo, pero esa noche no estuvo fino.

Siouxsie: Este concierto no es que me llamara la atención demasiado. Me gustan algunas canciones de cuando The Banshees, y el nuevo disco no está mal, pero el cansancio apretaba y decidí verlo por la pantalla gigante sentado mientras comía algo. La verdad es que no estuvo mal, y la tía se lo curra, pero en ocasiones daba la sensación de estar viendo a una Madonna super viejuna en lugar de una oscura señora del glam.

Vive la Fête: No los conocía, pero leí muy bien de ellos. Una vez más en el festival, un grupo de electrónica cambió las bases por una banda, haciendo que sonase muy bien y que la cosa fuese algo "diferente". En general no estuvo mal, y las canciones hacían que te movieses sin que te dieses cuenta. Además, la cantante está de muy buen ver.

En cuanto a conciertos que me perdí pero que me gustaría haber visto, sólo puedo destacar el de Death Cub for Cutie, que de haberlo visto entero seguro que me habría gustado, y el de Justice, que aunque no los conozco, leí que el concierto fue espectacular. Después estuve por ahí, de carpa en carpa con DJ's que pinchaban pero que no sé quiénes eran, porque pasaba de mirar el programa y porque no había ninguno que conociera de los que iban a actuar.

En definitiva, fue un gran festival. No le daría un 10, pero sí que alcanza el notable. Tuvo muchos peros, pero eran pormenores que se borraban de la mente de forma automática una vez que empezaban los conciertos. Eso sí, para que yo vuelva, tiene que haber un cartel inigualable.

FIBITO Y COLEANDO (TOMA 3)

Tocan ahora las impresiones de los conciertos del sábado 19 del FIB de este año.

Manos de Topo: Los conocía, y había escuchado su disco, aunque por partes, porque la peculiar forma que tiene de cantar el líder del grupo hacía que no soportarse el CD al completo. En directo la cosa se hizo menos cargante, y estuvo bien. No sobresaliente, pero sí bien. Cabe destacar el careto de los que no conocían al grupo al escuchar al cantante por primera vez, y la versión de Bailar Pegados que se marcaron al final.

The Ting Tings: Mi objetivo era escucharlo desde la zona de relax, con los pies en la piscinilla, y viéndolo por las pantallas gigantes. Lo cierto es que no me llamó nada la atención y fue pasando cada vez más desapercibido hasta que inconscientemente dejé de hacerle caso.

My Morning Jacket: Me pareció un buen concierto. Me gustó el planteamiento y ese despliegue de rock del bueno. Quizás no haya sido para enmarcar, pero me dejó un buen sabor de boca. Fue un concierto de esos que hace que tras él, comiences a escuchar los discos del grupo con más ganas y detenimiento.

Tricky: Apenas vi tres canciones porque se solapaba con My Morning Jacket y Lori Meyers. La verdad es que me quedé con ganas de más por varias razones: es un clásico, me gusta el Trip-Hop y lo estaba haciendo de puta madre.

Lori Meyers: Los directos de este grupo siempre son la leche. Era mi tercera vez, y las dos veces anteriores había flipado. En esta ocasión se presentaron también con sus 3 guitarras y sus 2 baterías, pero el sonido no fue demasiado bueno. Aún así, llenaron la carpa y consiguieron reivindicar lo nacional en un festival plagado de extranjeros. Además, fue uno de los pocos conciertos en los que me sabía casi todas las canciones y pude disfrutar como una fan loca.

The Raconteurs: Uno de los conciertos que más deseaba ver. Empezaron fuerte, y yo vibraba con cada uno de los rasgueos de guitarra, que sonaban con fuerza y con un estilo Led Zeppelin que tiraba para atrás. Lo malo, que a medida que el concierto avanzaba, la fuerza se iba perdiendo, hasta el punto de finalizar dejando una sensación de concierto mediocre. Una pena, porque prometía.

Gnarls Barkley: A este concierto también le tenía ganas, porque su primer disco me parece muy bueno. Se presentaron siguiendo la tónica del festival, es decir, sustituyendo lo electrónico por una banda de verdad. Así, transformaron todas sus canciones con guitarras, batería, bajo, coros, etc. y sonaron como nunca antes. Y sonaron bien, incluso mejor que en los discos. Quizás el concierto tuvo un problema similar al de The Raconteurs, y la potencia del directo se fue perdiendo poco a poco a lo largo de la actuación, pero no fue tan acusado.

Calcetines & Johann Wald: DJ´s que pincharon en la carpa Pop. Eran españoles, y repito, pincharon en la carpa Pop. Insisto en estos datos porque me tuvieron durante un buen rato escuchando música electrónica dirigida única y exclusivamente a los ingleses. Y yo como un tonto esperando a ver si cambiaba el cuento...

En esta ocasión los conciertos que me perdí pero que me gustaría haber visto fueron varios. Como ya comenté, me faltó ver más del de Tricky. Además, me hubiera gustado ver a The Brian Jonestown Massacre y José González, pero tuve que aprovechar ese período de tiempo para darme una ducha y cambiarme (había ido a ver a Manos de Topo directamente desde la playa). La gran cantidad de solapamientos que hubo este día propició que no pudiera ver a The Kills (sí, pecado, ya lo sé), así como alguna recomendación que me habían hecho, como Booka Shade. Finalmente, también quería ver un ratillo a algunos DJ´s, como ASCII.DISKO DJ, Tiesfchwarz DJ o John Aquaviva DJ, pero a esas horas yo ya estaba para el arrastre y tuve que irme a dormir.

En definitiva, y resumiendo, un buen día con buenos conciertos. Lo cierto es que los que más esperaba me decepcionaron un poco, pero no lo suficiente como para que no guarde buen recuerdo de ellos. Lo malo es que cuando se va a un concierto de un grupo que te encanta y que sabes que puede ser que no vuelvas a ver jamás, esperas que sea inolvidable, y algo así me pasó también el domingo...

FIBITO Y COLEANDO (TOMA 2)

Paso ahora a resumir mis impresiones de los conciertos que pude contemplar el viernes 18 en el pasado FIB.

El Columpio Asesino: Me pareció un muy buen concierto, con una puesta en escena de sus canciones tirando hacia el "ruido" con mucho guitarreo y demás. Sin embargo, la crítica no habla demasiado bien. No sé, seré yo que no tengo ni idea.

El Guincho: Sólo conocía dos canciones, y no se ajustaban a lo que vi. Iba con la idea de ver algo parecido a Sidonie, y me encontré con un DJ que aderezaba sus mezclas con percusión electrónica y con voz. No sé si fue por la sorpresa o por qué, pero no me gustó.

New York Dolls: Otro de los conciertos que me dejó buen sabor de boca. Siempre es agradable ver como viejas glorias del rock están en plena forma. Tuve la sensación constante de estar ante algo similar a los Rolling (salvando las distancias, claro), con un cantante en plan Mick Jagger que no está, ni mucho menos, acabado.

Hot Chip: Este concierto quería verlo, pero fue absolutamente imposible. La expectación era tal que tanto la carpa que lo albergaba, como los alrededores estaban tan masificados que tuve que conformarme con escucharlo en la distancia. Y no sólo esto, sino que la gente pareció sumirse en un auténtico estado de locura transitoria con cada nota musical, con individuos subidos en árboles, contenedores, etc. Nunca vi tal.

My bloody Valentine: Esta era una de las grandes apuestas del festival, y ahí estaba yo en las primeras filas para disfrutarlo. Salieron a escena y lo dieron todo. De hecho, dieron tanto que el noise que suelen practicar se transformó en un ruido que mis oídos no fueron capaces de soportar, y acabé por irme de allí a la quinta o sexta canción. Un pecado, lo sé, pero la situación lo requería.

La Casa Azul: Este tío lo quiere hacer todo, y para mí que no puede. Después de gastar su mejor cartucho (La revolución sexual) para comenzar el concierto, la actuación fue cuesta abajo todo el tiempo, salvándose un poco al final con una aceptable versión de Love is the air.

Roísín Murphy: Conciertazo. Música perfectamente interpretada por una banda de verdad (casi nada de electrónica) y un carisma enorme de la susodicha son suficientes para disfrutar de una buena actuación. Esta tía sí que sabe darle al público lo que quiere.

Mika: Este es un concierto que no iba a ver. Al final me acerqué porque algunos de mis amigos querían verlo, y para hacer unas fotos para mi hermano pequeño (sí, le gusta Mika). El caso es que vi el concierto entero y no me disgustó. El tío se parte el espinazo en el escenario, y la puesta en escena estuvo muy currada, aunque a veces parecía un circo infantil.

Respecto a los conciertos que me perdí pero que querría haber visto, tengo que destacar únicamente el de Spiritualized, del que leí que al tipo se le fue la olla (más razón aún para lamentarme de no haberlo visto).

Total, un buen segundo día, aunque tampoco una gran maravilla. La cosa se resume en dos o tres muy buenos conciertos, pero tampoco de aquéllos que se recuerdan durante mucho tiempo. Quizás el viernes fue mejor, pero de eso ya hablaré mañana.

FIBITO Y COLEANDO

Muy buenas, ya estoy de vuelta.

Gloriosas, a la par que cansadas, vacaciones en uno de los festivales musicales de música "indie" más importantes del mundo, el FIB. Lástima que el público asistente no concuerde demasiado con esa descripción.

Por lo comprobado, y comparando con mi anterior asistencia en 2002, las hordas británicas han invadido por completo el festival en busca de fiesta barata y playa, expulsando sin miramientos a la gran mayoría de especímenes indies del territorio patrio.

Para colmo, los organizadores y nativos, sabedores de que el dinero viaja desde Inglaterra, han transformado Benicássim en una Mallorca de tres al cuarto en la que absolutamente todo está orientado y destinado al consumo por parte de los visitantes extranjeros. Sin ir más lejos, no hay más que mirar el cartel del festival, donde el 90% de las bandas son inglesas o americanas. Y no quiero hablar de precios...

Pero dejando esto aparte, el festival ha estado repleto de conciertos apasionantes, memorables, irrepetibles... Y a continuación os relataré mis experiencias en cada uno de ellos (bueno, en los que me ha dado tiempo a ver). Eso sí, en modo resumen, que si no estaría escribiendo hasta el fin de los tiempos, y por días, que no quiero soltar todo el arsenal ahora.

De momento, empiezo por el jueves.

Seguir leyendo...

Nada Surf: Grupo de toda la vida que supieron ofrecer lo que mejor saben hacer. Quizás se echara de menos algún hit más. Por cierto, se les vio viejunos.

Sigur Rós: Uno de los grandes del festival y de los que más ganas tenía de ver. Cumplieron con creces. De hecho, cumplieron tanto, que su concierto fue uno de los mejores que se pudieron ver durante los cuatro días que duró el evento. Sublimes.

Facto Delafé y las Flores Azules: Estos chicos están en estado de gracia y se nota. Carpa repleta y todo el mundo saltando, bailando y coreando sus canciones. Este fue uno de los conciertos en los que mejor me lo pasé.

Battles: Tenía ganas de verlos, pero son muy locos. Tocaron al principio las dos canciones que conocía y luego no pude hacer más que escapar, a pesar de la espectación que parecían levantar.

Después, paseos de aquí para allá, comer, beber y disfrutar en la Pista Pop con DJ Skywalker y Pin & Pon DJs.

En cuanto a conciertos que me perdí pero que querría haber visto, en este primer día hubo dos: Mates of State y Black Lips. Los primeros parece ser que no estuvieron mal, mientras que los segundos parecieron no dar la talla. Al menos me queda el consuelo de que no me perdí gran cosa.

En resumen, una sesión corta por parte de la organización (primer día a modo de presentación) y por la mía (cansado del viaje). Aún así, fue disfrutada ampliamante.

NUEVAS VACACIONES

Bueno, dentro de unas horas estaré de nuevo ausente. El motivo no es otro que otra semanita de vacaciones, que implica otra semanita sin publicar nada. ¿Podréis soportarlo?

Para que nadie se dedique a hacer cávalas, o apuestas, o a inventar posibles cosas que no pueden ser, aquí os dejo el motivo de mi ausencia.


Si os portáis bien, a lo mejor a mi vuelta os hago un resumen de los conciertos que vea, muy al estilo del que hice aquí con el Summercase del año pasado.

Que lo paséis bien, que yo lo haré mejor.

RESULTADOS DE LA ENCUESTA

Peor que el desprecio es ignorar, y ahí OT sale perdiendo.

La pregunta era: "¿Debería desaparecer Operación Triunfo?"

Las personas que votaron fueron ocho:

- 2 prefieren la extinción total del programa, concursantes, público, jurado, productores, canal de TV que lo emite, etc.
- A 5 personas simplemente ni les va ni les viene.

Ya se sabe como es el dicho ese de "dejar que hablen mal, pero que hablen", que al final da publicidad, así que mejor mirar hacia otro lado y como si no existiera. Punto y pelota.

Ah, por cierto, lo siento por ese votante adorador de Satán OT, el público no está contigo, pero sí con Virginia (ups!).

Esta semana no hay encuesta, que me voy otra vez de vacaciones. Mañana os cuento a dónde.

A LA CARTA

Este mediodía, cuando llegaba a casa de trabajar con un gran agujero en mi estómago y capaz de comerme un Mamut entero (pena que se hayan extinguido), me dispuse a comprobar el buzón de correos como cada día. Cuál magna fue mi sorpresa cuando encontré lo siguiente:

Se trataba de un sobre normal, sin cerrar, con la palabra Invitación escrita a mano en su parte delantera. La ilusión recorrió todo mi cuerpo de arriba a abajo. "¿Qué será? Un cumpleaños, una boda", pensé. Nada más lejos de la realidad. En el interior del sobre se encontraba una hoja redactada con ordenador cuyo contenido no hizo más que llenarme de estupefacción a la vez que arrancaba de mí una sonora carcajada.

Tal ha sido el impacto que ha causado en mí este escrito, que he decidido transcribirlo tal cual a este blog, de principio a fin (faltas de ortografía y expresiones extrañas incluidas).

Juzguen por ustedes mismos.


Seguir leyendo...


ESTA ES UNA INVITACIÓN ÚNICA.

Le invitamos a que nos visite los domingos a las 11:00 de la mañana y los martes a las 8:00 de la tarde en nuestra nueva Iglesia localizada en la Calle *********.

Tome sólo un minuto de su tiempo, lea todo este tratado, porque es de la mayor importancia. Imagínese esta situación: Si le dijéramos que usted y su familia están de vacaciones en un hotel balneario de lujo, con todas las comodidades, (de cinco estrellas), pero que trágicamente, sin usted sospecharlo, ha comenzado un incendio de enormes proporciones en la base del hotel, mientras usted y su familia duermen confiados. Todos en ese hotel perecerán esa misma noche. Todos menos aquellos que no estaban durmiendo y pudieron salvarse cuando corrieron rápidamente a la azotea del hotel desde donde helicópteros de rescate los levantaron y los llevaron a un sitio seguro.

Las profecías Bíblicas son muy claras. El Planeta Tierra, el gran hotel, arderá muy pronto. La tierra, con todo lo que en ella se encuentra, será destruida con fuego que del cielo bajará ¿Será un meteoro gigante? ¿Serán explosiones atómicas de grandes proporciones? Cuando esto empiece a suceder todo será instantáneamente, como la muerte misma, no habrá tiempo de escapar. Todos los habitantes de la Tierra perecerán. Esto no son inventos de hombre ni la trama de una película ficción. Lo dice La Biblia, el libro santo inspirado por Dios mismo. Esta profecía ocurrirá, como tantas otras que ya han ocurrido, como el nacimiento y la muerte de Jesucristo, el establecimiento del Estado de Israel, por nombrar sólo algunas. Délo por seguro.

¡Buenas noticias! ¡Hay una esperanza! Aquellos que han entregado sus almas al Señor Jesucristo, el Único Hijo de Dios, que esperan su retorno, serán levantados en el aore para estar con Jesús, quizás hoy mismo, antes de la destrucción de la Tierra. La Biblia es muy clara en esto. No queremos que usted y su familia perezcan. Hoy es el día de la salvación. Mañana puede que sea demasiado tarde.

Venga a la Iglesia y entérese del plan de Dios para salvarlo a usted y a su familia del cataclismo que vendrá. Crea y se salvará. No crea y nadie podrá salvarlo. El Señor Jesucristo le extiende sus manos para rescatarlo y le abre sus amorosos brazos para recibirlo o recibirla, y escribir su nombre en el Libro de la Vida. Ninguna persona que no tenga su nombre escrito en el Libro de la Vida (Eterna) podrá ser salvo del fuego de la tierra y del fuego eterno, el cual será aún peor.

Venga este domingo, no lo deje para más tarde. Escuche la provisión que Dios ha hecho para que usted sea salvo. Dios le ama y le quiere ayudar. Él hará que usted recuerde lo que ha leido y venga a conocer más del Plan que Él tiene para bendecir su vida.

Un abrazo afectuoso,

Iglesia Evangélica de la Calle ********

DÍ HOLA AL IPHONE

El Iphone ya está en España. Hoy se ha puesto a la venta en nuestro país el esperadísimo teléfono de Apple aprovechando el lanzamiento de la versión 2.0 del producto, o lo que es lo mismo, el conocido como Iphone 3G, que incluye diversas mejoras como una pantalla más grande, nuevo software, conexión 3G, etc.


Finalmente, la exclusividad del aparato se la ha llevado Telefónica, que se está frotando las manos sólo de pensar la cantidad de nuevas altas que van a tener gracias al juguetito. Eso sí, los de la compañía española no se han quedado de brazos cruzados y han preparado una serie de contratos y tarifas especiales de cumplimiento obligatorio si se quiere disponer de un terminal.



Por tanto, tenemos que Telefónica te obliga a atarte a la compañía durante 24 meses, y a pagar un consumo mínimo mensual (lo tengas o no) que puede variar entre cinco cantidades, y cuya elección repercutirá directamente en el precio del terminal. Además, es OBLIGATORIO contratar también una tarifa plana de datos (para conectarse a internet y tal) que puede ser de 15 o 25 euros al mes. Se mire por donde se mire, es caro si el consumo que se tiene de forma habitual es un consumo medio. Quizás la mejor opción sería optar por un contrato de 20€, más los 15€ de la tarifa de datos, y así poder adquirir el terminal por 149€. También se podría optar por el contrato de 9€, pero el precio del teléfono se elevaría hasta los 299€.

Seguramente, a más de uno le parecerá una estafa, pero lo cierto es que hay mucha gente a la que parece no importarle y se ha lanzado de cabeza. Tanto es así, que en estos momentos ya es complicado poder hacerse con un Iphone debido a que se están vendiendo como churros. Veremos qué ocurre cuando la cosa se enfríe un poco más.

Por el momento, y a pesar de ser un fan de este producto (dispongo de un Ipod Touch, que es igual pero sin las opciones de teléfono), yo opino que no merece la pena hacerse con un Iphone a no ser que a uno el dinero le salga por las orejas.

Información obtenida gracias a Xataka.

ENCUENTRA UN CIERVO HERMAFRODITA CON SIETE PATAS… Y SE LO COME

En la sección de noticias de no puedo creer me encuentro con una noticia que madre del amor hermoso. Transcribo tal cual porque no tienen desperdicio ni el contenido de la propia noticia ni la forma en la que ha sido redactado el suceso.

"Rick Lisko es un tipo al que le gusta comer en abundancia y que hace unos días se encontró con una grata sorpresa. Circulando con su furgoneta por una carretera de Wisconsin atropelló a un ejemplar de ciervo un tanto especial: tenía siete patas, de tres de ellas sobresalían apéndices de unos doce centímetros de longitud y, lo más sorprendente, también disponía de organos sexuales masculinos y femeninos.

Afortunadamente, esta virgería genital no provocó ninguna excitación sexual en Rick. Es un tipo de buen comer y, a diferencia de otros, no es un depravado. Lo que sí hizo nuestro hombre es no perder el tiempo y, antes de que ningún investigador o científico pudiera llevarse a la pieza para su estudio, se llevó el ciervo a su casa y con unas patatitas se zampó al venado. Seguramente la pata de ciervo debe ser muy sabrosa y no era cuestión de dejar pasar la ocasión.
"

Desde luego, lo que hay que leer...

RESULTADOS DE LA ENCUESTA

Bueno, ya estoy de vuelta de mis vacaciones relajadas a la par que divertidas. No se puede pedir más. Pero como decía Super Ratón, "no se vayan todavía, que aún hay más", y es que la semana que viene tendrá lugar la segunda parte de mi periodo vacacional. FIB, ¡¡¡allá voy!!!

Mientras tanto, aprovecho para cambiar de encuesta. La anterior resultó premonitoria, aunque hubo gente que desconfió. Cinco personas confiaron en "la roja" y en su posibilidad (que a la postre se tornó realidad) de salir campeona de la Eurocopa. Por contra, cuatro lectores optaron por pensar en un regreso de la selección con las manos vacías y el rabo entre las piernas. Pobres insensatos. Esta vez sí.

Y ahora la nueva encuesta. Puesto que hoy se celebra la final de la nueva edición de OT (Operación Triunfo), y dado que me veré obligado a tragármela de principio a fin (no sé si emborracharme o algo para pasar el mal trago) por motivos que aún no comprendo, yo pregunto: ¿creéis que este programa debería desaparecer?