INTIMIDADES = DINERO

Hoy he leído esta noticia en 20minutos.es:

"Según ha publicado el diario "The Sun", el primer marido de Britney Spears, Jason Alexander, con el que estuvo casada un fin de semana, ha manifestado que él, como Kevin Federline, piensa que la cantante es bisexual. Aunque ha matizado que no lo puede asegurar con absoluta certeza porque no habló nunca abiertamente con ella de ese tema.

Alexander va a sacar un gran partido a las 55 horas escasas que estuvo casado con Britney. Su breve experiencia matrimonial le ha cundido lo suficiente para escribir un libro en el que, según ha manifestado al tabloide británico, piensa hablar largo y tendido sobre como es practicar el sexo con a Britney."

Bueno, muchos pensarán que qué narices importa todo lo que se pueda publicar en ese libro. Habrá otros a los que les interese mucho y crean que es de obligada compra. Sea un caso o el otro, hay que reconocer que la cosa tiene morbo... De todos modos, nadie me negará que la protagonista ha ido perdiendo encanto a medida que perdía su inocencia. Una más que se subió al carro del "todo vale por la fama", y en ese carro arrastró a todos los que le rodean.

El dinero es el dinero, y parece que hoy en día vale cualquier cosa para conseguirlo, aunque sea hablando mal de aquéllos con los compartes o compartiste tu vida en un momento dado.

No hay comentarios: